Skip to main content

LA GUERRA ES ESPIRITUAL

Para nadie es un secreto que para los haitianos la hechicería es su religión.

Por eso, brujos haitianos vienen practicando ritos de hechicería a la plena luz del día ante el río Masacre.

Durante la última práctica utilizaron un cráneo humano, polvo y sal, y en su momento final enterraron vivo un gallo frente a soldados del Ejército dominicano, según informaron ayer medios de comunicación haitianos.

Según informes, ya son varios los rituales puestos en práctica por grupos que defienden la construcción del canal.

La semana pasada se reportó que en el cementerio viejo del municipio Dajabón, haitianos practican actos de brujería en horas nocturnas, profanan tumbas, roban objetos dejados a los difuntos y hasta han atacado a plena luz del día a dominicanos que acuden al camposanto a visitar a parientes fallecidos.

El alcalde Santiago Riverón ha informado que la alcaldía de Dajabón, buscando la forma de poner freno a este problema, ha realizado inversiones millonarias para la ampliación y una verja en el camposanto que será electrificada.

Por eso hay que entender la importancia de estar preparados para combatir, pues la guerra es real.

Porque nuestra lucha no es contra seres humanos, sino contra poderes, contra autoridades, contra potestades que dominan este mundo de tinieblas, contra fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales.
(Efesios 6:11-12)

Recuerde que nuestro escudo tiene una biblia abierta en Juan 8:32 que dice: conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres.

Con la verdad de la palabra de Dios tenemos las armaduras necesarias para ganar la guerra espiritual a la hechicería.

Recuerde que el poder del diablo llega hasta donde Dios se lo permite y orando con fe venceremos al diablo y a todos sus ejércitos de hechiceros.

La primera guerra que hay que ganar es la GUERRA ESPIRITUAL, y
con una buena gestión diplomática que debe empezar quitando del puesto al canciller, por inepto.

De todas formas hay que orar.